USUARIOS
 MENU
europa

Europa

Lesiones-Esperanza Fernandez- SVE en Alemania

Hace mucho que no escribo en este blog y al razón es que he estado de nuevo de vacaciones y no he podido escribir apenas. Y he ido a España! La no tan buena razón por la que he estado de vacaciones es que estuve mala y tuve que darme unas vacaciones para recuperarme. El anterior mes de octubre no es que fuera muy interesante, ya que gran parte del mes me lo pase en la cama por culpa de una lesión en la espalda que no me dejaba casi ni caminar. Una amiga mia vino a visitarme unos días y lo pasamos genial, pero el estar todo el día en cama me dejo tan aburrida y desconcentrada de todo lo que estaba haciendo aqui que cuando me recuperé un poco me compré unos billetes y me fui a España unos días para desconectar. Allí me lo pase genial, vi de nuevo a mis amigos y estuve de relax por casa. Qué fácil me parecía todo de hacer en español! El viaje tanto de ida como de vuelta fue perfecto y lo disfruté muchísimo. Asi que a mediados de este mes volví a Alemania con energias renovadas. Hasta me parecia que entendía mucho mejor el alemán y de hecho ya puedo entender casi todo lo que me dicen. El resto del mes me lo pase tranquilamente trabajando en el circo editando un video del proyecto de Nicaragua que hicimos en verano y en mi tiempo libre hice yoga, fui a la piscina y hice fotografias. Y hablando de fotos aqui os dejo algunas!

 

foto    foto

<< volver

Te interesa

Septiembre 2020 - Luzia Carrero desde Alemania

Nuestro objetivo de este mes era por fin visitar Praga. Ya teníamos todos los billetes y el alojamiento reservado y cosa de 5 días antes se decretó zona de riesgo, así que...

Mes de septiembre en los Países Bajos- Alexandra Vilana desde Holanda

Septiembre ha sido un mes de vuelta a la rutina en 's-Hertogenbosch: las escuelas han vuelto a la normalidad, las nuevas voluntarias han llegado y nosotras hemos retomado nuestros horarios aquí, tras haber pasado el agosto con la familia.

Julio, un punto y final (casi)-Isabel Langa desde Austria

Desde el momento en el que decidí quedarme un año más en Viena, las despedidas se volvieron surrealistas. Mi cerebro no terminaba de computar que volvía a España tan solo de vacaciones...

ENLACES