USUARIOS
 MENU
europa

Europa

Qué momentos productivos - Barbora Vítková - SVE en España

Después de la fiesta de Erasmus sobre la que hablé la última vez, el viernes por la tarde y todo el sábado estuve durmiendo. Sin embargo, desde el domingo me desperté y empecé a vivir jaja...

El domingo por la mañana participé en una clase de yoga en la playa. Era mi primera vez y fue genial, increíble, estupendo y no sé qué otras palabras positivas utilizar para expresar mis sentimientos. No solo por el ambiente de la playa y del mar que es por supuesto fantástico, sino por el estilo de yoga que me conviene y que corresponde a las necesidades de mi cuerpo. Ya he probado yoga en diferentes sitios aquí en Gijón y con esta profe es lo mejor. Kate- la profe es súper maja. Es mitad inglesa (su madre) y mitad griega (su padre). Después de la clase tomamos un café, también con otros yoguis. Había siempre las ondas positivas del yoga y fue muy guay. Conocí a nuevas personas. No era la única extranjera, también había dos inglesas, una finesa y una peruana. Además, conocí a Eva - una amiga de Sarah a la qué Sarah daba clases de francés (el mundo es muy pequeño) y me prometió que la próxima vez iba a participar el grupo de francés.  By the way....muchas gracias Sarah por recomendarme a Kate y sus clases en la playa.  :)

                                                                                 

Cómo el domingo empezó bien, continuo igualmente. Por la tarde participé en la reunión de idiomas en la Revoltosa que me recomendaron mis "estudiantes" (jaja) de los grupos de la conversación.  Siempre aprovecho las oportunidades para hablar lenguas extranjeras. ¡Fue súper guay! Salvo a la gente que ya había conocido (mis estudiantes..jaja) conocí gente nueva muy maja y claro hice publicitad de los grupos de conversación. Entonces la próxima vez tendremos por supuesto nuevos participantes..jaja. Nos divertimos muchísimo y a menudo las charlas fueron...ehm...muy abiertas...

El miércoles se inauguró Cabueñes en la Plaza del Parchís. Este acto sirvió para representar a la Comisión Europea y para dar a conocer el Cuerpo Europeo de Solidaridad (que es una nueva iniciativa de UE, cuyo objetivo es crear oportunidades para que los jóvenes trabajen como voluntarios y colaboren en proyectos, en sus propios países y en el extranjero. Me parece súper guay.  Nanús, Carlota y yo dimos una charla y hablé sobre mi experiencia en SVE.

                                                                                     

Además, había algunos talleres que me gustaron mucho. Un taller era ecológico (ah mi tema). Se calculó nuestra huella ecológica mediante una aplicación web, y luego pudimos escribir en una pizarra como se puede reducir este impacto con una huella de papel simbólico. En otro taller se realizaron pulseras solidarias con los colores de las banderas de los países que se encuentran en conflicto para difundir su mensaje de apoyo a la población civil de ese país. En el último taller se trabajó también con las manos. Esta  vez se tejió redes que simulaba una enredadera que envuelve la ciudad de solidaridad. Creo que este taller explica mejor la cita siguiente:

                                                                                      

Desde el jueves hasta al domingo asistí al seminario y al taller de Cabuñes. Elegí el seminario que se llama “Trabajador juvenil” y el taller “Análisis sociocrítico de los medios”. Fue interesante pero para mí muy difícil. Desde el punto de vista lingüístico me sentía como al principio cuando llegué aquí…perdida. Últimamente pensaba que veía el progreso de mi español pero después de estos días…tengo la opinión inversa. Es diferente hablar en lengua extranjera sobre la vida cuotidiana o sobre los temas que son bastante complejos. Sin embargo, fue difícil igualmente desde el punto de vista socio-cultural porque me falta este conocimiento.  Es algo difícil de explicar a los locales si eres extranjero/a. Es algo que es para los locales normal y que viven cada día y toda su vida. Es algo que no se puede aprender en la escuela, sino algo que se vive. Es diferente vivir aquí toda tu vida o vivir aquí algunos meses. Por este motivo fue para mí difícil hablar sobre algunos temas si no tengo algunas experiencias y participar activamente sobre todo si se trataba de la situación en España. No sé si entendéis  porque es muy difícil de explicar. Por otro lado, eso me permitió enriquecer este conocimiento socio-cultural, conocer España de manera diferente y entender porque algunas cosas son como son en España. Además, otros participantes eran muy majos, tenían paciencia conmigo y me ayudaron. J Tuve también una presentación sobre SVE. Eso permitió dar a conocer este programa a la gente. Lo qué admiro también mucho es la preparación de los organizadores que era perfecta. Creo que para los españoles los seminarios eran muy útiles, para mí también pero de manera diferente.

                                                                 

<< volver

Te interesa

Soy demasiado finés - Kimi Karkulahti - Voluntariado en España

Como ya dije en el blog anterior, el fin de semana fuimos a la playa y volví un dolor de espalda muy ‘'agradable''... Así que me levanté y casi no podía vestirme. De todas formas fui al trabajo, pero mi coordinadora me dijo que podía irme a casa. En realidad era lo mejor, porque en este momento era bastante difícil sentarme y estar en diferentes posiciones.

Ya cinco meses - Andrea Friera - Voluntariado en República Checa

Mi voluntariado empezó hace cinco meses en Zlin, una pequeña ciudad de la República Checa. Al principio cuesta un poco amoldarse al clima, los nuevos horarios y el estilo de vida en general, pero tuve la suerte de coincidir con otra española que me facilitó mucho la llegada y la estancia aqui.

Mi proyecto se acabó - Anabel Arias Pérez - Voluntariado en Italia

Mi proyecto se ha acabado, pero me ha cambiado la vida! Decidí hacer una experiencia de voluntariado, lejos de mi país, porque sentía que tenía que cambiar mi vida,crecer y hacerme independiente.

ENLACES