USUARIOS
 MENU
europa

Europa

Semanas intensas, recuerdos imborrables - Ana Miruna - SVE en España

Hola, las últimas semanas fueron, puedo decir, por lo menos intensas por el Festival de Cine y el Seminario de Evaluación Intermedia en Málaga.

João y yo fuimos afortunados por formar parte del jurado joven del FICX junto con otros 16 chicos y chicas de toda España.   Mi parte favorita fue, obviamente, ver las películas pero creedme (imperativo plural), después de 17 películas predominantemente trágicas quieres un poco de alegría en tu vida. Pero bueno, por lo menos puedo decir que he visto más tragedias en una semana que en un año entero. Pero la experiencia me encantó.

  

En este tipo de festival puedes ver películas que normalmente no son tan accesibles o conocidas y la mayoría tiene un estilo más directo, duro y enfoca temas menos habituales y comerciales. Todas estas películas son muy diferentes de las clásicas películas americanas, aquí no hay una línea narrativa predecible y no hay finales felices. Estas películas te sorprenden en un modo positivo o negativo, te aburren, te entristecen y te hacen pensar. Aunque tenía un horario muy ocupado, caótico y agotador, a pesar de algunas cuestiones de la organización, y de la palmarés final, me gustó cada momento de esta semana. Lo único es que me hubiera gustado tener más tiempo para disfrutar el momento y no haber estado siempre corriendo y también tener una influencia más grande en la selección de las películas ganadoras del jurado joven.

  

Justo después del Festival de Cine fuimos a Málaga para la evaluación intermedia (para nosotros más final, teniendo en cuenta que solo nos quedan menos de 3 meses más en España). El encuentro no fue con exactitud en Málaga sino en Mollina, un pueblo fantasma en la mitad de la nada. Claro que habría sido agradable estar en un ciudad más grande, con más acción y más bonita pero tener en cuenta que el formación solo duró 3 días y medio, no tuvimos tiempo para nada.

  

Estos tipos de encuentros son unas de las cosas más interesantes del SVE y las experiencias son memorables y únicas. Claro que me habría gustado tener más reuniones durante el SVE y mucho más largos para disfrutarlo mejor; en solo 3 días no tienes tiempo para conocer a la mayoría de la gente, para escuchar y compartir suficiente experiencias, para construir amistades o para vivir bastantes aventuras. Pero de todas formas, me encantó muchísimo este formación y no solo gracias a la gente, la atmósfera o las fiestas sino también por las actividades en grupos, las conversaciones y los aprendizajes.

  

 

 

A propósito, antes de estas semanas fui a visitar Santander y solo puedo decir woow. No esperaba que sea tan precioso, bonito, relajante y que la atmósfera y las vistas me recordaran un poco a San Sebastián. ¡Genial! Después de estas semanas tan ocupadas tengo solo una semana antes de volver a Rumanía por las navidades. Una semana para descansar y pensar en mi tiempo en España, en mi suerte, en mis aventuras, en mis aprendizajes y en la gente que conocí. Gracias España, gracias por todo.

  

 

 

<< volver

Te interesa

El agradecimiento - Kimi Karkulahti - Voluntariado en España

Finalmente fui con Cristian a nuestra evaluación intermedia, que tuvo lugar en un pueblo llamado Mollina cerca de Málaga. Teníamos suerte, porque nuestro vuelo despegaba a las 13.00 y no era necesario levantarnos muy temprano. Nada especial pasó durante el viaje, pero todavía me gusta mucho el sentimiento en general cuando viajo.

Hacía un nuevo mes - Kimi Karkulahti - Voluntariado en España

Empecé mi semana con la mente abierta y relajada, porque el día anterior había regresado de mi viaje a Barcelona. No hubo nada especial planeado durante la semana, tenía que planear el curso de tejer que hacemos y decidir el tema de grupo de inglés con Cristian.

Excursiones - Cristian Mirto - Voluntariado en España

Desde el punto de vista de las actividades del voluntariado, han sido semanas corrientes y molientes. La cosa más interesante, por mi parte, fue el grupo de italiano alrededor del día del padre (19 marzo).
ENLACES